Home / Géminis / Géminis y la familia

    géminis en familia

    El niño Géminis típico —si es que puede decirse tal cosa dada su personalidad cambiante—, caminará y hablará desde muy temprana edad. Su padres tienen que reaccionar con rapidez, permanecer siempre alerta y estar dispuestos no ya a caminar sino a correr a su lado y, esporádicamente, a volar con él.

    La joven mente de un Géminis siempre está en ebullición y quiere saberlo todo de todo. Carecen de paciencia y necesitan mantener su cabeza siempre activa y ocupada.

    Ocurre que, si se aburren, los niños de este signo puede volverse realmente odiosos y extremadamente difíciles. Por ello, es de vital importancia que se les anime a finalizar las tareas que han empezado.

    Con todo, no hay que asumir que porque tengan muchos proyectos en marcha, su cabeza vaya a dispersarse. No hay que olvidar que los niños Géminis son eclécticos y funcionan mejor si realizan varias tareas al mismo tiempo.

    En la escuela, estos niños progresan adecuadamente en ambientes donde reina la espontaneidad, pero no les va tan bien en instituciones con una fuerte disciplina.

    También son muy sociables, y tan pronto como caiga un teléfono en sus manos el timbre nunca dejará de sonar. En lo tocante a las entrevistas y los exámenes, saben como hablar y cómo abrirse camino, si bien manifiestan una tendencia clara a basar su trabajo en las opiniones y no tanto en los hechos.

    Los padres nacidos bajo el signo Géminis suelen ser alegres y tener amplitud de miras; pero existe el peligro de que intenten llenar su tiempo con múltiples actividades e intereses.

    Esto está muy bien siempre y cuando tengan un hijo tan versátil como ellos, pero no tanto si es una criatura amante de la rutina. Por otra parte, el padre y la madre de signo Géminis pueden irse al otro extremo e imponer a su vástago la estructura y la disciplina contra las que ellos mismos se rebelaron.

    Es necesario que tengan cuidado para que su afilada lengua no se torne excesivamente crítica, y que entiendan que mientras que la dureza verbal de unos padres puede traumatizar a un niño durante toda su vida, las palabras amorosas meticulosamente escogidas pueden ayudarle a construir su autoestima para el resto de su vida.

    Volver a Signo Géminis



     
     

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *